Llaver y un desafío con el pie derecho a fondo

El sanmartiniano volverá a competir en Rafaela, donde tuvo su primera incursión en 2005. “Iremos a casi 290 kilómetros por hora”, dijo Berni.

Diego Rafael Espósito - desposito@losandes.com.ar
martes, 07 de agosto de 2012

Fue uno de los pilotos que afrontó la última edición rafaelina de 2005, aunque en aquella oportunidad no lo hizo integrando el TC 2000 que desde este año agregó el nombre de Súper por la potencia de sus impulsores V8.

Arriba del Crespi que preparaba el Castro Racing era animador de la Fórmula Renault, compitiendo contra volantes que en la actualidad son rivales dentro de la más tecnológica de Sudamérica como Mariano Werner, Néstor Girolami y Matías Muñoz Marchesi.

También estaban Juan Marcos Angelini, Roberto Luna, Luis José Di Palma, Martín Serrano, Lucas Benamo y Fran Viel Bugliotti.

En esa carrera, que se disputó el 4 de setiembre sobre el circuito de 3.050 metros de cuerda del autódromo Juan Báscolo, Bernardo Llaver finalizó entre los diez mejores de la competencia ganada por el Tati Angelini.

“Me acuerdo que llegué a Rafaela sin haber corrido en ese circuito antes. Fui sexto en clasificación y terminé noveno en la final porque la segunda marcha había quedado muy larga y ablandamos mucho la carga aerodinámica; me pasaban como parado en la recta principal”, aseguró Berni a Más Deportes después de la hora diaria de entrenamiento físico.

Este fin de semana, el sanmartiniano regresará al escenario santafesino. Lo hará con el Corolla del Toyota Team Argentina. “Ahora vamos a correr por el óvalo, usando dos chicanas. Con el Fórmula Renault fuimos por adentro, transitando por el circuito corto y en sentido contrario. Aquel año venía de no sumar en las ocho fechas anteriores y con ese resultado me llevé dos puntos. Fue una linda carrera porque todos veníamos muy juntos, detrás de los líderes”, sostuvo Llaver cuando hizo memoria.

Tranquilidad a alta velocidad

Sobre lo que significará afrontar el séptimo capítulo en un trazado completamente diferente al resto, el joven de 24 años manifestó que “es un desafío muy importante porque desarrollaremos velocidades muy altas. La tranquilidad es fundamental porque un error puede costar caro. La pared no perdona”.

Según el ex campeón de karting local, “la primera chicana la recorreremos aproximadamente a 180 kilómetros por hora. Después iremos a fondo, a casi 290 kilómetros por hora en las rectas y luego frenaremos bruscamente para transitar la segunda y última chicana, entre 80 y 90 kilómetros por hora”.

La programación se pondrá en marcha este sábado, aunque un día antes habrá un intento de batir récords de velocidad sobre el óvalo. “Es opcional y lo hará un piloto de cada estructura. Por el TTA fue designado Mariano Werner porque es el puntero del campeonato. Sinceramente no me interesa hacerlo pero lo veo bueno para los equipos y las marcas, aunque es muy riesgoso. Podés destruir el auto y quedarte sin correr”, aseguró Llaver.

Motor y succión serán clave

En cuanto a su auto, expresó: “Lo positivo tras Oberá fue que terminó entero, sin ningún golpe. Como en Misiones llovió muchísimo se desarmó completamente y cambiaron rodamientos y semiejes. A Rafaela iremos con una puesta a punto normal; hay incertidumbre porque no sabemos cómo responderán los autos. La clave estará en el motor y en una buena succión”.

  • Facebook
  • Twitter
  • Twitter
  • Linkedin
  • Digg
  • Delicius