El 9 de Julio no se declaró la Independencia de la Argentina

Dos visiones distintas pero complementarias de una fecha crucial. Pese a que el Congreso de Tucumán no representaba a toda la Nación, el grito de libertad se escuchó más allá de América.

Edición Impresa: lunes, 09 de julio de 2001
El 9 de Julio no se declaró la Independencia de la Argentina

La Casa de Tucumán, a 185 años de la declaración que cambió nuestra historia.

Se ha hecho un lugar común, sobre todo en las glosas de los actos escolares, afirmar que el 9 de Julio de 1816 el Congreso de Tucumán realizó la Declaración de la Independencia de la Argentina.

Esta afirmación es inexacta.

Para aclarar este punto, se requiere observar qué era el Congreso de Tucumán (a quién representaba y a quién no) y qué decisión tomó.

El Congreso de Tucumán no fue formado por representantes de todas las provincias de la actual Argentina. Y además, hubo representantes de provincias que actualmente no pertenecen a la Argentina.

¿Qué provincias argentinas estaban representadas? Menos de la mitad: Mendoza, San Juan, San Luis, Salta, Catamarca, La Rioja, Jujuy, Tucumán, Santiago del Estero, Córdoba y Buenos Aires. Apenas 11 de las 23 de las actuales provincias.

¿Qué pasó con las demás?

Entre Ríos, Corrientes y Santa Fe no apoyaban ni al Congreso de Tucumán ni al entonces gobierno “nacional”. Estaban aliadas con Uruguay.

Formosa y Chaco eran territorios ocupados en forma real y efectiva por las naciones indígenas. Desde el punto de vista de los derechos jurídicos, estaban en litigio entre Argentina, Paraguay y Bolivia. Argentina recién los incorporó formalmente a su soberanía tras la guerra con el Paraguay (1865-1870).

Misiones era otro territorio en litigio con Paraguay y Brasil. No estaba organizada como provincia ni mandó diputados al Congreso.

La Pampa, Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego también estaban ocupados por las naciones indígenas, que habitaban pacíficamente estos territorios desde hacía varios siglos. El Estado argentino ocupó estos territorios después de la llamada “Campaña al Desierto” (1879) y del Tratado de Límites con Chile (1881).

¿Qué otras provincias estuvieron representadas en el Congreso de Tucumán? Tres territorios que actualmente pertenecen a la República de Bolivia: Potosí, Charcas y Cochabamba. En resumidas cuentas, el Congreso de Tucumán estuvo integrado por representantes de provincias de dos países actuales: parte de Argentina y parte de Bolivia.

Con respecto a la Argentina, sólo participaron 11 provincias. Las demás estaban en contra de esa política, o bien no estaban organizadas como provincias por pertenecer a zonas litigiosas o estar habitadas por las naciones indígenas que estaban ajenas al proceso político de Tucumán.

¿Qué decisión tomó el Congreso de Tucumán? ¿No declaró la Independencia de la Argentina?

No, porque la Argentina como tal no existía entonces. No se tomó una decisión de carácter nacional sino regional. El Congreso de Tucumán no actuó en nombre de la Argentina, sino de América del Sur. Concretamente, el Acta de la Independencia comienza señalando que “Nos los representantes de las Provincias Unidas en Sud América...”. Más adelante, el texto señala que se proclama la independencia de España para formar “una nación libre e independiente”.

Nótese que la voluntad de los congresales no era declarar la independencia de la Argentina para que luego la Argentina hiciera la independencia de los demás países (Chile, Perú, Bolivia, Uruguay), como hermana mayor. Al contrario, se declaraba la independencia de todas a la vez, y todas iban a colaborar en la revolución, pues la revolución era de los pueblos y no de un país en particular.

¿Cómo se llevaría adelante esta tarea continental? ¿Cómo se articulaba la acción de los distintos territorios? A través de la diplomacia. En 1811 los gobiernos revolucionarios de Buenos Aires y Santiago de Chile firmaron el Tratado de Unión del Sur por el cual se establecía una confederación entre ambos territorios. En resumidas cuentas, el 9 de julio puede tomarse como una fecha importante para la historia argentina. Pero más que una fecha nacional, fue un día decisivo para la región; o bien para una Argentina inserta en un espacio mayor, de carácter latinoamericano.

Los congresales no querían formar muchas naciones en América del Sur, sino “una nación libre e independiente”.

Esto demuestra que el objetivo de la integración regional no fue una idea aislada de San Martín y Bolívar, sino que fue el mandato histórico original del Congreso de Tucumán. Y en la actualidad, este mandato histórico todavía está pendiente en su realización: los fundadores de la Patria todavía nos están reclamando avanzar en la integración latinoamericana, tarea que para ellos era indispensable para realizar la independencia: sin integración no era -y no es- concebible la independencia. Sencillamente, no tiene sentido.
Más notas de esta sección
Copyright 2010 Los Andes | Todos los derechos reservados