• Miércoles, 12 de junio de 2013
  • Edición impresa

Salud y alimentación

Un método para controlar la calidad de los huevos y la cocina rápida, una opción sana.

Ver galería
imagen
¿Cómo comprobar si los huevos son frescos? Pensando siempre en comer saludable ¿Podés tener la certeza a simple vista de que los huevos que adquirís son frescos y de calidad? Tomá nota de estos tips

En el supermercado:

-Un huevo fresco mostrará la cáscara nacarada, lisa y brillante. Cuando lo agités no debe producir ruido.

En tu casa

-Si estás en casa: Y querés comprobar la frescura de los huevos, el truco más científico es sumergirlos en un bol con una solución de agua y sal al 12%. Es decir, por 1 litro de agua se agregarán 125 gramos de sal. Si el huevo sumergido cae hacia el fondo del bol, se trata de un huevo del día, si se mantiene en equilibrio en el centro del bol, tiene 2 o 3 días, si flota en el agua en posición vertical, el huevo tendrá más de 4 días. Si flota en posición horizontal el huevo tiene más de 15 días.

Si tenés en cuenta estos consejitos culinarios, te vas a cerciorar de que todo marche sobre ruedas.

Cocciones rápidas y sanas. Nada mejor para cuidarte bien y comer natural, que elegir cocciones que tengan en cuenta  preferentemente la plancha, el vapor o el horno.

En el primer caso, comprobá que la plancha esté a la temperatura adecuada (bien caliente pero sin humear) y, si es necesario añadí sólo unas gotas de aceite de oliva.  Por otro lado, cociná las carnes y pescados unos minutos por cada lado, para que estén en su punto con rapidez , y conservando todas sus propiedades nutricionales.

Si tu elección es cocinar al vapor, utilizá la práctica rejilla que incorporan la mayoría de ollas. Colocá agua en el fondo de la misma y dejá que el vapor haga los alimentos sin cocerlos en exceso, entre 10-15 minutos son suficientes. Incluso muchas personas disponen de la denominada “vaporiera”, que simplifica en minutos, este tipo de cocción.

Si sos una enamorada del wok a la hora de hacer tus comidas, esta especial “sartén” es capaz de cocinar una multitud de alimentos en pocos minutos, y con una mínima cantidad de materia grasa.

En todos los casos, la idea es comer rico, y sobre todo saludable.