• Martes, 21 de marzo de 2017

Los beneficios secretos de los elementos comunes

Hemos elaborado un pequeño vademecum para que puedas empezar tu camino hacia un estilo de vida más natural e integral.

Redacción CH

No hay duda, muchas personas están empezando a reconsiderar su consumo y eligen ingredientes más naturales cuando se trata de alimentos, cuidados de la piel, e incluso en la medicina. Si sentís curiosidad acerca de algunas de las propiedades positivas y no tan conocidas de algunos elementos naturales comunes, te mostramos de qué se trata. 

HIERBAS

Muchas hierbas se han utilizado durante miles de años para un sin número de diferentes aplicaciones de curación por las culturas de todo el mundo. Muchas personas las usan para tratamientos de aromaterapia. Se han encontrado muchas hierbas tradicionales con las cuales se obtienen muchos beneficios positivos. Algunas hierbas comunes incluyen la lavanda (calmante, relajante), tomillo (relajante y estimulante) y romero (refrescante, fragante, clarificante…).

VINAGRE DE SIDRA DE MANZANA

Hay una serie de ventajas para la salud asociadas con el vinagre de sidra de manzana. Ayuda a facilitar la digestión y a reducir potencialmente el colesterol. Si bien muchos de estos beneficios en la salud no se han demostrado científicamente, es una gran opción en aderezos y marinadas; y es útil para muchas otras aplicaciones también. Tiene propiedades antimicrobianas y su acidez lo hace ideal como un limpiador doméstico. Es un excelente enjuague para el cabello que puede ayudar a eliminar la caspa y dejar el cabello brillante.

ACEITE DE COCO

Este es un gran aceite para tener en el hogar, ya que puede ser utilizado para todo, desde freír alimentos a altas temperaturas, para la hidratación de la piel o incluso para lavarse los dientes. Tiene un alto punto de combustión y un maravilloso aroma y sabor cuando se utiliza en la cocina, por lo que es una alternativa atractiva a los aceites vegetales o mantecas. Se dice que tiene propiedades anti-bacterianas, anti-hongos y anti-virales cuando lo consumimos o lo utilizamos en la piel. Sin embargo, no existen estudios científicos para respaldar muchas de estas afirmaciones.

TÉ VERDE

Siendo una de las bebidas más comunes en todo el planeta, ha habido un montón de investigación en torno a los muchos beneficios del té verde (y té en general). Sus beneficios para la salud incluyen la reducción de la inflamación para ayudar a perder peso, la reducción del colesterol y el control de los niveles de azúcar en la sangre.

 

HARINA DE AVENA

Vamos a empezar con lo obvio: la avena de grano entero pueden ayudar a reducir el colesterol en la sangre y puede reducir el riesgo de enfermedades del corazón cuando se combina con una dieta saludable. Gracias a su alto nivel de hidratos de carbono complejos y fibra es una excelente opción para la energía sostenible y la estabilización de los niveles de glucosa en la sangre. Más allá de ser un ingrediente maravilloso para el desayuno, es un gran remedio tópico para problemas de la piel como el eccema, la varicela y la piel seca. Molida en polvo, es un excelente exfoliante natural.