• Viernes, 8 de septiembre de 2017
  • Edición impresa

Donald Sutherland con Oscar honorífico

El actor canadiense recibirá, junto a otras renombradas figuras del cine, una estatuilla por su trayectoria. Nunca antes había recibido un Oscar.

Redacción LA

Desde el año 2009, el Oscar honorífico a la trayectoria se entrega en noviembre, en una gala separada de la ceremonia que premia a las películas que tiene lugar en marzo.

Este año, el honrado será el actor canadiense Donald Sutherland, junto a la cineasta belga Agnès Varda, el director de fotografía estadounidense Owen Roizman y el realizador, actor, productor y escritor también estadounidense Charles Burnett. 

Así lo anunció el miércoles la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood, quien agregó que la gala de entrega de las distinciones que premian la obra vitalicia de un artista será el 11 de noviembre en Hollywood, en tanto que la ceremonia central de entrega de los Premios Oscar tendrá lugar el 4 de marzo.


Toda una leyenda

Donald Sutherland, protagonista de títulos emblemáticos como “M.A.S.H.” (1970), “Mi pasado me condena” (1971), “Como plaga de langosta” (1975) y en Europa “Casanova” (1976, de Federico Fellini) o “Novecento” (1976, de Bernardo Bertolucci) es toda una leyenda de la gran pantalla a sus 82 años. El padre de Kiefer Sutherland (“24”), ha interpretado más de 170 papeles, pese a lo cual hasta ahora nunca había ganado un Oscar.

En la película “Los juegos del hambre” dio vida al cruel presidente Snow y por estos días se encuentra en el Festival de Cine de Venecia presentando “The Leisure Seeker”, en la que junto a Helen Mirren interpretan a una pareja que emprende su último gran viaje tras muchos años de matrimonio.

 


Francesa nuevaolera

Por su parte,  Agnès Varda de 89 años, está considerada una pionera del cine de autor francés desde que se lanzó en 1955 con su documental “La Pointe Courte”, sobre una crisis matrimonial, y pasó a codearse con los grandes realizadores de la llamada Nueva Ola (“Nouvelle Vague”) francesa, impulsores de un cine espontáneo, personal y con identificables marcas de autor. 

En 1961 alcanzó la fama con su primera película de ficción, “Cléo de 5 a 7”, y ganó un León de Oro en Venecia en 1985 por “Sin techo ni ley”, sobre una mujer que vive en la calle. 

Su último film, hasta el momento, es “Las playas de Agnès”, un documental autobiográfico que estrenó en 2008 y que recibió un Premio César (el Oscar francés) al mejor documental y un Cóndor de Plata como mejor film extranjero otorgado por la Asociación de Cronistas Cinematográficos de la Argentina.


Más distinciones

El fotógrafo de cine Owen Roizman, de 80 años, fue nominado al Oscar en cinco ocasiones pero nunca ganó una estatuilla, aunque fue el pilar fundamental de títulos como “Contacto en Francia” (1971), “El exorcista” (1973), “Poder que mata” (“Network”, 1976), “Tootsie” (1982) o “Wyatt Earp” (1994), entre otros.

Finalmente Charles Burnett, de 79 años, se hizo un nombre con títulos como “Killer of Sheep” (1979), “My Brother’s Wedding” (1984) o “To Sleep with Anger” (1990).

 El diario The New York Times lo calificó como “el cineasta menos conocido del país y el director negro más talentoso”.

El año pasado se honró con este galardón al actor y experto en artes marciales Jackie Chan, a la montadora británica Anne V. Coates y al director Frederick Wiseman, conocido por sus documentales de crítica social.