Sociedad Sábado, 11 de abril de 2015 | Edición impresa

Crear videojuegos, un desafío que adoptan más jóvenes

Ya hay hasta una asociación que busca impulsar una industria del rubro en Mendoza. Hasta mañana, en el Espacio Le Parc, se realiza un encuentro para desarrolladores.

Por Sandra Conte - sconte@losandes.com.ar

Si se ingresa a la tienda de aplicaciones para teléfonos Android se puede descargar -en forma gratuita- Mc Globin, un juego creado por los mendocinos Nicolás Recabarren, Julián Micic de Rosas y Franco Glellel. Aunque de modo incipiente, en la provincia hay muchos que se dedican a crear videojuegos.

Algunos de ellos formaron una asociación y organizan encuentros para que más personas se sumen a la actividad y promover el desarrollo de la industria.

Desde ayer y hasta mañana, se realiza en el Espacio Cultural Julio Le Parc la “One Click Jam”, un evento que tiene como objetivo desarrollar videojuegos en un lapso de 48 horas.

Aunque desde la Asociación de Desarrolladores de Videojuegos Argentina (ADVA) ya organizan desde 2012 otros encuentros con la misma finalidad, en este caso el desafío es que sólo requieran de un click, para que puedan ser jugados por personas que tengan movilidad reducida. 

De hecho, Germán Ejarque,  presidente del Consejo Provincial de la Persona con Discapacidad, ofreció ayer una de las charlas de apertura y contó que siempre le apasionaron los videojuegos pero a medida que fue avanzando su discapacidad se empezó a frustrar.

Así, tuvo que dejar de jugar al Counter -Strike, que requiere mucha habilidad motriz, para dedicarse a otros de estrategia. Y reconoció que con su esposa se han pasado noches enteras abocados a los juegos de rol. 

Unas 70 personas se inscribieron en la “Jam”, algunos estudiantes o egresados de Ingeniería en Sistemas, pero también músicos, ilustradores, diseñadores, programadores y animadores.

Pero los organizadores esperan que hoy, como ha ocurrido en otras ocasiones, se sumen más participantes, llevados por quienes fueron ayer. Además, en cuanto se difundió en las redes la modalidad de un solo click y los motivos, hubo quienes decidieron replicar la iniciativa en Buenos Aires y en Chile. 

María Belén Ahumada es diseñadora de juegos desde hace tres años y contó que no se ha perdido ni uno de estos encuentros en Mendoza, que fue también a uno en San Rafael y participa de otros on line. Es que sostiene que siempre se aprende algo nuevo y se crece con el intercambio.

Mauro Ramón, en cambio, no sabía si se iba a quedar a crear un juego, pero sí quería escuchar las charlas porque está diseñando una interfase para pacientes con parálisis cerebral.

El hombre explicó que los asistentes utilizan hasta ahora un cuaderno con imágenes para comunicarse con ellos y la idea es hacerlo en formato digital. Pero también le interesa crear un juego que estimule nuevas conexiones neuronales. 

Javier Bravin, uno de los integrantes de la Asociación de Desarrolladores de Videojuegos Argentina (ADVA), contó que decidieron reunirse para impulsar el desarrollo regional, ya que en la provincia la creación de videojuegos recién está empezando.

La meta es lograr que ocurra como en Buenos Aires o Córdoba, donde hay quienes se sostienen con esta actividad y empresas que contratan y capacitan a personas. De ahí que trabajen en conjunto con la Dirección de Industrias Creativas.

Él mismo armó, con Julián Muñoz Velázquez (y otras personas), un grupo denominado Crios Devs, que se dedica al desarrollo web y la creación de juegos de video.

El primero que diseñaron -explicó Javier- fue Code-Man, un puzzle de aventuras (se puede descargar en forma gratuita en www.criosdevs.com) y están por lanzar otro del estilo del Mario Bros que les pidió el Rotary Club, en el que se muestra la pelea de la entidad contra la poliomielitis. 

Aunque muchos de los integrantes de ADVA son desarrolladores, también hay quienes participan con otra perspectiva. Germán Dartscht Dreidemie trabaja en el Área de Ciencias Sociales y Humanas del Conicet y es parte de un proyecto de alfabetización digital a través del desarrollo de videojuegos.

Los sábados en la tarde ofrecen un taller para alumnos de secundaria, también en el Le Parc, que ya tiene los cupos completos pero planean repetirlo en la segunda mitad del año. 

Más allá de enseñarles a diseñar juegos, Germán contó que incorporan conocimientos de programación, música y escritura de guiones. Y como apenas se les da unos pocos lineamientos, la actitud de los jóvenes es mucho más activa y buscan información en la web para poder completar la tarea.