Opinión Miércoles, 19 de julio de 2017 | Edición impresa

¿Es posible innovar en educación?

Por Por Debora Schapira - Profesora universitaria con posgrado en Política Educativas.

El marco de la tercera edición del Congreso de Educación y Desarrollo económico en el Centro Cultural Kirchner (CCK, Buenos Aires) el pasado 29 de junio, fue el ámbito propicio para el debate de ideas de numerosos especialistas del campo educativo. 

Juan María Segura, presidente del congreso anticipó los temas claves: Disrupción e Institucionalidad, Revolución en la Educación Superior, e Innovar desde dentro del Sistema Educativo.

¿El modelo de organizar el conocimiento está fuera de época? 

¿Hay que romper con la inercia del diseño pasado? 

Inés Aguerrondo, docente y consultora internacional sostuvo que el modelo de organizar el conocimiento está fuera de época, el conocimiento es un intangible y existen en la actualidad otros espacios de los modos de distribución del conocimiento que son más amplios. Hay una revolución silenciosa del saber y han cambiado los paradigmas de los saberes y competencias que deben adquirirse para el empleo. En las empresas la lógica productiva, social y del trabajo es más rápida que los modelos de impartir conocimiento, además la educación a diferencia de los anteriores es -un bien público- gestionado por el estado. 

La perspectiva empresaria estuvo a cargo de Gabriel Becce, director de Recursos Humanos de Exxonmobil, quien explicó la disyuntiva que existe en el planeamiento a largo plazo de la empresa y la necesidad de dar respuesta a las expectativas de los jóvenes, quienes anhelan lograr sus objetivos de carrera en el corto plazo. Estas diferencias pueden subsanarse con el trabajo directriz de los supervisores, pero para ello, se requiere el desarrollo de habilidades blandas, por ejemplo, trabajo en equipo, motivación, virtualidad, comunicación, retroalimentación continúa y negociación. 

Otro panel de interés fue el referido a la Innovación educativa. ¿Es posible innovar desde dentro del sistema? ¿Cuáles son las oportunidades y desafíos? 

Gustavo Zorzoli, rector del colegio Nacional Buenos Aires, sostuvo que tres pilares sostienen la cultura de la innovación en el colegio: el edificio, la infraestructura e equipamiento y la tecnología.

Otro eje de importancia que atraviesa la cultura de la institución es la construcción de ciudadanía en los jóvenes y esta se ejerce en la vida cotidiana del colegio. Mediante la participación en los consejos resolutivos y de convivencia los jóvenes aprenden de la vida en sociedad. Un dato de interés es que sólo el 7% abandona los estudios en esta institución.

La innovación educativa -desde del sistema- en Córdoba, fue presentada en el proyecto de las escuelas PROA (programa avanzado de educación secundaria con énfasis en tecnologías de la información y la comunicación) el cual otorga un título de bachiller en desarrollo de Software. El formato curricular tiene como objetivo acercar la cultura escolar a las culturas juveniles, integrando lenguajes multimediales al aula. 

Walter Grahovac, ministro de educación de Córdoba, señaló que el programa se inscribe en una gramática escolar distinta y logra poner en práctica experiencias de retención y reinserción en los alumnos.

La presencia de líderes y profesionales provenientes de diferentes campos de la cultura, la educación, la empresa y el estado, enriquecieron los debates y generaron un espacio de reflexión muy diverso. El intercambio de ideas se extendió hacia los pasillos del predio, los asistentes continuaban con las conversaciones y requerían con preguntas a los especialistas.